Se ha producido un error en este gadget.

lunes, mayo 30, 2011

HUESCA CON ENCANTO









Huesca es ciudad encantadora, que te abraza con su tranquilidad y con su

ritmo, que pasa de la explosión de sus fiestas a la paz y el remanso de las vacaciones de sus ciudadanos, llena de rincones y lugares para disfrutar y para conocer.Su pequeño museo, la sala de la campana, su catedral, el parque Miguel Servet, los claustros de San Pedro, la plaza Navarra... y desde aquí, el castillo de Montearagon, el de Loarre, El Salto Roldan, Los Mallos de Riglos, Alquezar, Guara, Monegros.. miles de sitios que conocer.


Desde luego es una ciudad que invita a pasar unos días en ella, pero también podemos contemplar infinidad de edificios en un estado ruinoso:
En Avenida Monreal, en la plaza San Pedro, en Doctor Artero, Ramón y Cajal, en los Cosos, en San Lorenzo, decenas de edificios por toda la ciudad que afean las calles y presentan un riesgo y un estado lamentable, pasan los días y nadie es capaz de hacer nada para evitar situaciones, no hay que esperar a que sea tarde, hay
que actuar ya en la ciudad, para darle un aspecto correcto y para evitar situaciones que dejen en entre dicho el trabajo Ayuntamiento.

4 comentarios:

Antonio dijo...

Pensando un poco, para que van a actuar.

¿no está de moda la Guerra Civil y todo lo relacionado? (estreno de ayer de un documental en Antena Aragón, rehabilitación de trincheras por las localidades de la comarca y otras adyacentes…)

Pues ya esta la solución: les ponemos a todas las casas/solares un cartel informativo cerca de la fachada (de estos con pie y que puedes apoyar las manos para leer leyendas, entender los gráficos…) indicando que si la Legión Condor, Aguilucho, Quebrantahuesos… la bombardeo, que si otra fue reconquistada por los Azules, que si en otra estuvieron escondidos los maquis… y a venderlo como DE INTERES TURISTICO NACIONAL.

Anónimo dijo...

Tranquilos ciudadanos que nuestra nueva alcaldesa Anita lo va a solucionar todo.

josefina dijo...

A mi todas estas calles y casas, ahora en ruinas me traen viejos recuerdos, agradables unos y otros más tristes. el año pasado estuve en Huesca y visite mi recordadas calles San lorenzo y Cleriguech, me dió pena ver mi casa tapiada, eso si muy vieja y la carpinteria de mi padre que daba al callejon de cleriguech, emocionante.
Un beso

karlos dijo...

Antonio creo que no cuela pero la idea es buena.
Veremos lo que hace por que si no, aqui estaremos para recordarselo Anonimo.
Josefina, es una pena que se pierdan edificios, pero tambien que se queden asi